viernes, 1 de mayo de 2009

Te lo regalo




He vaciado mi pecho
de estorbos,
de ruidos y gritos,
de viejos lamentos,
de vísceras,
musculo y fibra,
de suspiros
que sólo sabían a viento
y a fruta prohibida.
He sacado de él
hasta el aire,
los compases y sinfonías,
las alocadas arritmias,
el marcapasos sin pila
que siempre dictaba
mal el camino.
Saqué aquél horizonte
que miraba a diario
con sus colores,
aromas y valles,
su cielo, las nubes,
montañas y ríos
y su verdad extraviada,
He vaciado mi pecho
de pasajeros amores,
recuerdos, dolores,
angustias, rumores
y sangre sin brío.
He secado
a conciencia
la herida
de éste mi pecho
con tus palabras,
promesas,
versos y besos,
he desinfectado
el hueco
con tus mimos,
tu amor
y la sal de mi llanto.
Así ésta ahora
mi pecho amor,
¿lo quieres?
es tuyo, te lo regalo…

Due® 1mayo09

2 comentarios:

Poétic@ dijo...

Muy Buen poema, cargado de sensaciones, espacios y recursos. Un placer pasarme. Cecilia.

Due® dijo...

Mil gracias amiga un placer verte por acà, saludos